La red IP de próxima generación de Global Crossing se expande en Latinoamérica para soportar un fuerte crecimiento del tráfico de IP

Global Crossing (NASDAQ: GLBC), proveedor líder global de soluciones de protocolo Internet (IP), anunció que ha aumentado su capacidad para hacer frente a la demanda creciente de clientes empresariales y operadoras por aplicativos bandwidth-intensive [ancho de banda intensiva] y ha concentrado servicios de Protocolo Internet (IP) en Latinoamérica.

“Estamos respondiendo a la continua y fuerte demanda por servicios IP que proporcionan a las empresas la capacidad de conectarse globalmente con colegas, clientes y proveedores, y que proporcionan a los usuarios finales una experiencia mayor con aplicativos tales como video streaming, downloads de música y video. Estos son los principales motivadores para la expansión de nuestra red IP,” afirmó John Legere, Director-Presidente de Global Crossing. “Nuestra plataforma IP Supercore transporta tráfico de Internet alrededor del mundo con mejor desempeño y también nos permite integrar a la antigua red Impsat IP, ofreciendo conectividad uniforme para todos nuestros clientes en la región

Global Crossing está complementando la funcionalidad más importante de su cadena principal de la red MPLS con plataformas de ruteo “Supercore”. Además de los ruteadores Supercore ya instalados en St. Croix, USVI y Fort Amador, Panamá, la compañía ahora también ha instalado estos ruteadores en Buenos Aires, Santiago y San Pablo. Esto triplica la capacidad principal de PoP-to-PoP que habilita conexiones OC192 (SONET 10 Gbps) en el sistema de cable submarino de fibra óptica South American Crossing (SAC), que circunda a Latinoamérica. Los beneficios inmediatos para los clientes incluyen una arquitectura principal que puede transportar tráfico IP de alta capacidad, hace frente a la demanda creciente por servicios de Ethernet de 10 Gbps, y se expande significativamente más allá de la capacidad de 10 Gbps sin los atrasos provocados por actualizaciones superpuestas.

De acuerdo con IDC, un proveedor líder de investigación y consultoría de TI global, el mercado de Latinoamérica para servicios IP de empresas está proyectado para aumentar de $2.94 mil millones en 2008 a $4.3 mil millones en 2011, creciendo a una tasa anual del 10,1 por ciento. “Vemos fuerte adopción por parte de las empresas de servicios IP y Ethernet en toda Latinoamérica,” dice Diego Anesini, consultor de telecomunicaciones y gerente de pesquisas de IDC. “La región está bien equilibrada para el crecimiento sostenido en servicios de telecomunicaciones de próxima generación de empresas movidos por convergencia y virtualización, una tendencia que está amparada por un panorama económico relativamente positivo.”

La red de fibra óptica avanzada MPLS-te de Global Crossing es la plataforma a ser elegida para servicios IP concentrados incluyendo Voz sobre Protocolo Internet (VoIP), Red Privada Virtual de Protocolo Internet (IPVPN) y video por IP. El conjunto de soluciones de la compañía está proyectado para atender a los requisitos exactos de desempeño y confiabilidad de sus clientes y aliados alrededor del mundo.

El sistema SAC incluye aproximadamente 20.000 km (12.000 millas) de rutas de cabo de fibra óptica y estaciones de desembarque en St. Croix, USVI; Fortaleza, Brasil; Rio de Janeiro, Brasil; Santos, Brasil; Las Toninas, Argentina; Valparaíso, Chile; Lurin, Perú; Fort Amador, Panamá; y Puerto Viejo, Venezuela. Fort Amador y Puerto Viejo son compartidos por el sistema submarino Pan American Crossing (PAC) de Global Crossing. El mes pasado, Global Crossing anunció que había expandido el SAC en 100 Gbps de capacidad de transporte.