GE Venezuela aplica acciones para el uso racional del agua

 

 La necesidad de conservar nuestro planeta se ha convertido en un objetivo de interés global. Al respecto, uno de las metas más importantes es el ahorro y preservación del agua, es por ello que  GE Venezuela han impulsado en el país la implementación de tecnologías de punta que tienen como propósito  la adecuada utilización y aprovechamiento del vital líquido. 

 Este proyecto ecológico, forma parte de una estrategia global de reducción del consumo de agua, que está siendo llevada a cabo por la matriz de GE.  En tal sentido, en nuestro país ya hay varios clientes del sector público y privado que están utilizando equipos de desalinización en regiones costeras, así como membranas para la reutilización del agua.

 El principal objetivo de estos equipos especializados, que ya están ubicados en diversas zonas industriales de algunos estados del país,  es disminuir el uso del agua y contribuir con la meta global que se ha propuesto GE: reducir la utilización del vital líquido en 20% en 2012.

 Eduardo Cortés, gerente regional de GE Water y tecnologías de procesamiento para México, América Central, Venezuela, Colombia y Ecuador,  explicó que los equipos de desanilización que se están colocando en algunas zonas costeras del país, permiten el uso del agua salada como fuente principal, permitiendo así la reducción del consumo del vital líquido proveniente de fuentes naturales y potables.
 “La tecnología de membrana, usada para la reutilización del mencionado líquido, consiste en disponer del agua gastada en procesos industriales, para tratarla y darle una nueva utilidad, en función de los procedimientos que sean requeridos”, dijo el gerente regional.

 Al respecto, Cortés comentó que en Maracaibo, estado Zulia, diversas empresas están aplicando la tecnología de reuso del vital líquido, lo que les ha permitido ganar metros cúbicos de agua para el lavado de maquinarias y la ejecución de distintos procesos industriales. Por otro lado, en el estado Sucre se instaló una planta de desalinización que produce 1000 metros cúbicos del líquido vital con el mismo objetivo.  

Cortés también dijo que “en toda la región de América Latina nos estamos enfocando en la aplicación de estas dos tecnologías. Desde GE nosotros consideramos que lo mejor es aplicar un enfoque ecológico, holístico, incorporando un amplio espectro de conductas y dentro de esa perspectiva, esperamos tener un papel importante en el marco de la conservación del agua”.