Motorola Foundation rarifica su apoyo a la educación en el Caribe a través de la donación de US$ 30.000 para el Fondo para Becas ACCP-Motorola

Motorola Foundation, el brazo filantrópico de Motorola Inc. (NYSE:MOT),  anunció hoy la donación de US$30.000 a la Asociación de Comisionados de Policía del Caribe (ACCP) para fortalecer el Fondo para Becas ACCP-Motorola y así seguir contribuyendo a  la educación de los hijos de los oficiales de la policia del Caribe.

Después de su creación en el año 2007, año en el que Motorola Foundation donó US $20.000, el Programa de Becas ACCP/Motorola con este nuevo aporte de $30.000 continuará en su labor de proveer los recursos necesarios para que los hijos y las hijas de los oficiales de policía continúen sus estudios terciarios o universitarios.  Mediante la promoción de este programa, se espera que los estudiantes que no cuentan con los recursos necesarios para continuar su educación tengan ahora la oportunidad de hacerlo. 

“Uno de los principales objetivos de la ACCP en la región es tener un papel activo en la promoción del desarrollo de los jóvenes a nivel regional e internacional. Reclutar a jóvenes que puedan ofrecer los recursos clave para el éxito de la policía y de sus necesidades críticas en el futuro. En particular, nos interesa ayudar a nuestra juventud a alcanzar el éxito y a convertirse en miembros productivos de la sociedad. El Fondo ACCP/Motorola hoy se consolida como una gestión estratégica para lograrlo”, dijo el Comisionado de Barbados Darwin Dottin, Presidente de ACCP.

Según Dottin, el programa estará orientado a estudiantes que deseen continuar sus estudios en una universidad o facultad certificada,  ya sea en la región del Caribe o en facultades o universidades que estén asociadas con los países miembros en el Caribe como el Reino Unido, Canadá o los Estados Unidos.
Los hijos de los actuales oficiales de policía y personas que trabajen en la Policia que se encuentren en una situación de dificultad económica y no tengan los fondos necesarios para los objetivos académicos del niño, o cualquier otra dificultad,  podrán disponer del dinero para continuar sus estudios en Ingeniería, Administración de Recursos Humanos, Criminología o Ciencias Forenses.

“Estas disciplinas son clave para el correcto funcionamiento de las operaciones cotidianas de las organizaciones policiales, por ello, es indispensable continuar capacitando a más profesionales”, agregó Dottin.

“Para Motorola es un orgullo poder colaborar y consolidar nuestro trabajo conjunto con ACCP en esta y en otras iniciativas con el fin de crear comunidades activas y seguras en todo el Caribe. Estamos convencidos que ser una compañía de clase mundial requiere más que simplemente crear productos innovadores y exitosos; también significa hacer lo correcto en todos los aspectos de nuestro negocio, incluyendo la forma en que nos comportamos con el medioambiente, con nuestros empleados, con nuestros socios y con nuestras comunidades”,  comentó George Spas, Vicepresidente de Motorola Sales Services Inc. para la región América Central y el Caribe. 

Desde su establecimiento en 1953, la Fundación Motorola ha provisto financiación para la enseñanza superior, como así también para diversos programas de enseñanza primaria y secundaria, ayudando a las personas a alcanzar su máximo potencial y a recibir formación continua.   Su foco está en financiar programas en las comunidades donde Motorola tiene mayor presencia operativa. 

“Motorola Foundation se complace en apoyar a ACCP en su esfuerzo por desarrollar jovenes- especialmente aquellos que sufren la perdidad de un padre,” dice Eileen Sweeney, Directora de Motorola Foundation.

La ACCP y Motorola Foundation han trabajado conjuntamente en los últimos nueve años para asistir a la fuerza policial en cada uno de los 24 países miembros en la promoción y el respaldo de programas de desarrollo de los jóvenes y de la comunidad. Desde 2001, la ACCP y Motorola Foundation ofrecen un Premio Anual a la Policía Comunitaria como una forma de compensar y reconocer a los individuos, a los grupos y a las organizaciones que han contribuido de manera significativa al desarrollo y a la implementación de Iniciativas de Policía Comunitaria cuyo objetivo es mejorar las relaciones con la comunidad policial y/o mejorar la vida comunitaria.