El tradicional negativo de 35mm sigue liderando la industria cinematografica en latinoamérica

 En el marco de las recientes Jornadas de Cine y Tecnología  (Ci-Tec 2011), realizadas en Caracas por expertos cineastas y personalidades del medio cinematográfico, Kodak Venezuela ha establecido un punto de reflexión, señalando a la película de 35mm como el mejor método de captura, en comparación con sistemas de la nueva era digital, donde la grabación electrónica ha significado un alto costo de post producción, debido a su particular proceso de edición.

 Nicolás Casolino, gerente general de Productos Kodak Cine para Latinoamérica, explicó que a pesar de los avances de la tecnología hay detalles que las cámaras de grabación digital no han podido alcanzar y que por tal motivo Kodak sigue añadiendo mejoras a la película tradicional. Por otra parte, las condiciones físicas del negativo de 35mm permiten que las producciones se conserven 1 siglo, a color; y 500 años, en blanco y negro; mientras que los formatos digitales pierden vigencia cada vez que se presentan innovaciones.

 “Si la industria digital cambia los procesos cada cierto tiempo, con el fin de mejorar la calidad de video, no establecerá un sistema estandarizado que permita la comercialización del material a largo plazo. En cambio, Kodak, sin alterar la estandarización de formatos, ha innovado permitiendo que el negativo capture más información a bajos y altos niveles de luz, además de lograr una reducción del 25% de granulado en películas de 500 asas”, agregó Casolino.

 Con respecto a la percepción que tiene el ojo humano del color, en el cine digital se han ideado costosos procesos de post producción para brindar imágenes que más se aproximen a la realidad. Sin embargo, enfatiza el experto en materia cinematográfica, la película de proyección sigue generando una mejor y más alta gama de colores, permitiendo que los tonos de la piel se asemejen más a como los percibe el ojo humano”.

 Casolino concluye que: “Lo que antiguamente se hizo en video no se podrá levantar al formato de  alta definición. En este sentido, de no haberse grabado tantas series, películas y shows en negativos, no hubiera suficiente cantidad de información para transmitir en televisión de alta definición. Sin embargo, quienes filmaron producciones de manera tradicional, solo deben enviar el material a post productoras para transferirlo a alta definición o súper alta definición, cuando ésta exista”.